El pasado 26 de marzo Google anunciaba que, tras año y medio de pruebas, había empezado a migrar a su indexación Mobile First los sitios web cuyo contenido está optimizado para dispositivos móviles, comenzando así el período de transición que llevaba tiempo anunciando.

Teniendo en cuenta que los hábitos de consumo tienden cada vez más hacia mobile -más del 50% de las búsquedas ya se hacen con naturalidad desde dispositivos móviles- Google no puede permitirse una indexación y clasificación de resultados basada en la versión escritorio de las webs. Llevar a cabo un proceso de transición hacia una clasificación hecha desde la perspectiva del usuario mayoritario, el de dispositivo móvil, sin duda tiene sentido.

Se trata de una transición lenta, previa evaluación de las páginas, enfocada a ofrecer una experiencia positiva tanto a los propietarios como a los usuarios de las mismas. Ahora ya sabemos más de esta actualización, y conocemos las recomendaciones que desde hace tiempo tu página web debe seguir para estar acorde con el comportamiento de los usuarios y su tendencia a hacer las búsquedas desde dispositivo móvil, y, sobre todo, para no empeorar tu clasificación en los resultados de búsqueda.

google-index-mobilefirst-uveagency

¿Cómo prepararte para la indexación?

  • Lo óptimo es que la versión mobile de tu web incluya el mismo contenido que la versión desktop. Si el sitio móvil ofrece menos contenido que la versión de escritorio, actualízalo para que ambas versiones ofrezcan el mismo contenido principal. Con contenido nos referimos a texto, imágenes y vídeos en los formatos que normalmente se pueden rastrear e indexar.
  • Datos estructurados, presentes en ambas versiones del sitio: asegúrate de que las URL en los datos estructurados de la versión mobile se hayan actualizado a las URL para este formato. Si utilizas la herramienta Marcador de Datos de Google Search Console para proporcionarlos, verifica con frecuencia el panel para poder detectar errores de extracción.
  • Los metadatos deben estar presentes y coincidir en ambas versiones del sitio. Asegúrate de que los títulos y las meta-descripciones son las mismas en ambas versiones de tu página.
resposive-uve
Si aún no tienes una versión responsive sino una categoría separada, hacer una comprobación exhaustiva de los siguientes aspectos te va a venir bien:

  • Robots.txt – Si tienes un dominio separado para móvil, comprueba tu archivo robots.txt y verifica que Googlebot puede acceder a él. Estará bien asegurarse de que no estás usando el comando “Disallow: /” en ninguna página que quieras mantener visible cuando se implemente del todo el Mobile First Index 😉
  • Paridad en el contenido – Comprueba que se puede acceder desde móvil a todo el contenido disponible en la versión de escritorio (home, landings principales, páginas de resultados de búsqueda, publicaciones de blog…). Asegúrate de que tanto usuarios como bots tienen accesible este contenido, así como meta-títulos y descripciones que deberían ser los mismos en ambas versiones.
  • Estructura de la información– Compara en ambas versiones el menú de navegación principal, el camino de enlaces entre tus páginas y cualquier enlace importante que aparezca en el footer. Especial atención si hablamos de un e-commerce.
  • Velocidad de carga – Un básico en nuestro intento de ofrecerle al usuario una experiencia satisfactoria, y especialmente importante desde que en julio de este año se convierte en factor de clasificación en resultados de búsqueda. Puedes usar Pagespeed para comprobar la optimización de tu web en materia de velocidad,  y ver las recomendaciones que te hace la herramienta.
  • Datos estructurados – Los datos estructurados que usas en tu versión de escritorio deberían usarse también en la versión mobile de tu web. Esto permite a Google percibir algo más de info sobre el contenido de tu web y sus páginas, y entender cómo usarlas cuando se produzcan coincidencias con búsquedas de los usuarios. Puedes hacer una evaluación con el Test de Datos Estructurados de Google.
  • Atributo ALT– El texto de las imágenes debe aparecer en las dos versiones, desktop y mobile, para aumentar la relevancia de tu página y ayudar a que tus imágenes posicionen bien en la búsqueda visual (más y más en auge por momentos).
  • Search Console – Asegúrate de que tienes una cuenta configurada y verificada para tu versión mobile, y proporciona un mapa de sitio XML que contenga la URL de la web para poder controlar su estatus de rastreo e indexación.

Otras consideraciones

Etiqueta canónica – Por el momento, parece que no hace falta cambio manual. Google se hace cargo de establecer la relación entre las versiones mobile y desktop de tu web cuando rastree, a través de estas etiquetas.

AMP – Si estás usando AMP en tu contenido mobile necesitas comprobar que tus páginas ofrecen al usuario una experiencia equiparable a la que ofrecen tus URL canónicas.

Fotografía del artículo: @chuttersnap